Ahorrar en los peajes

¿Sabes cómo ahorrar en los peajes? ¡Te enseñamos en 12 pasos!

A la hora de planear un viaje, debemos tener muy en cuenta el importe del transporte. Avión, AVE, tren… todas las opciones suponen una suma importante. Pero si hay una opción preferida ante las demás, es, sin duda, el coche. Sin horarios, con un espacio amplio para meter el equipaje, a nuestro ritmo y realizando las paradas que queramos. Hablemos de cómo ahorrar en los peajes en nuestros viajes por carretera.

[¿Necesitas una ayuda este mes? Solicita tu préstamo aquí

En definitiva, si comparamos la comodidad de ir en tu propio vehículo, a ir en cualquier otro medio de transporte, no hay color. Sin embargo, a veces olvidamos que el coche no siempre es lo más barato, no solo por el precio del combustible, sino por los peajes.

Es cierto que las carreteras con peajes no son las únicas rutas que podemos seguir, aunque son las preferidas por muchos conductores, especialmente cuando se va a realizar un trayecto largo. ¿Y esto por qué? Muy sencillo. Las autopistas aumentan la seguridad en la carretera, además de reducir el tiempo de viaje.

Por eso, a menudo preferimos pagar un peaje a cambio de una mayor seguridad y comodidad al volante. No obstante, el precio a pagar a veces es demasiado elevado. Pero, no hay de qué preocuparse, ¡tenemos la solución! ¿Sabías que hay formas de ahorrar en los peajes? Te las contamos.

12 Trucos para ahorrar en los peajes

1º. Viaja en horas con menos tráfico, primer truco para ahorrar en los peajes.

Las empresas concesionarias que se benefician de los pagos de los peajes se aprovechan de las horas punta para aumentar sus ganancias. Por eso, si vas a hacer un viaje largo, te saldrá más caro si en esas horas las carreteras están abarrotadas de coches.

Es cierto que en muchas ocasiones no podemos elegir la hora, por ejemplo, si tienes que pasar por un peaje para ir a trabajar. Sin embargo, para otros viajes o vacaciones, saber esto puede ser de gran utilidad.

Por ejemplo, en Madrid hay peajes que son gratis entre las 00:00 y las 06:00, y otros que cuestan la mitad si se hace el trayecto antes de las 7:00. Interesante, ¿verdad? ¡Ten esto en cuenta la próxima vez y, a largo plazo, tu bolsillo lo notará!

2º. Elige bien las fechas de tu viaje.

Igual que ocurre con las horas de más tráfico, la época del año también influye en el precio del peaje. De esta manera, realizar un viaje en un puente o en Semana Santa, puede salirnos bastante más caro que si hacemos ese mismo trayecto un día normal.

¿Cómo podemos ahorrar? Muy sencillo. Si estás pensando en hacer un viaje en una época así, plantéate salir un par de días antes, ¡así evitarás la subida del precio!

3º. Cuidado con las carreteras secundarias cuando quieres ahorrar en los peajes.

La relación entre los conductores y los peajes es, casi siempre, una relación amor-odio. Por eso, hay quienes los utilizan a diario y quienes tratan de esquivarlos a toda costa.

Si eres de los segundos, ¡cuidado! En autopista se gasta menos combustible que en una carretera secundaria. Además, si coger el peaje nos supone, por ejemplo, tardar una hora menos, esa hora que ahorras de gasto. Así que, cuidado con optar siempre por la carretera secundaria… Ya sabes, en ocasiones, lo barato sale caro.

4º. Utiliza un coche eléctrico.

¿Sabías que los coches eléctricos están exentos de pagar algunos peajes? Por eso, si tienes un coche eléctrico o planeas comprarte uno, las autopistas de peaje te saldrán por cero euros.

5º. Utiliza el servicio Via-T  y conseguirás ahorrar en los peajes.

¿Alguna vez has estado parado en un peaje y has visto a otros coches pasarlo sin parar a pagar? ¡Tú también puedes ser uno de ellos! Solo tienes que contratar un servicio de telepeaje y pagarás de manera más rápida y más cómoda.

Pensarás que esto está muy bien, pero ¿dónde está el descuento? Vamos a ello. Los usuarios que utilizan el telepeaje pueden optar a multitud de descuentos a través de Bip&Drive, llegando a descuentos de hasta el 50 %.

6º. Consulta con tu banco si tiene algún programa para ahorrar en los peajes.

Sin embargo, estas tarjetas no son la única manera de conseguir descuentos. Muchos bancos ofrecen descuentos a aquellos conductores que hacen un trayecto habitualmente, siempre y cuando en el peaje se pague con la tarjeta del banco. ¿No lo sabías? Pide información en tu banco, tal vez estás pagando más de lo que podrías pagar.

7º. Consulta las tarifas mensuales.

Si realizas un viaje con regularidad, por ejemplo, para ir a trabajar, puedes beneficiarte de las tarifas mensuales. Así, podrás ahorrarte un gran porcentaje del precio total. ¡Infórmate!

8º. Deja los viajes largos para el final del mes.

Algunas tarjetas de descuento funcionan a partir de un determinado número de viajes. Por eso, si es posible, es recomendable que dejes los viajes largos para el final del mes. Solo así te beneficiarás del descuento lo máximo posible.

9º. Di «sí» a las autovías si quieres ahorrar en los peajes.

Las autopistas son más seguras y más rápidas que las carreteras secundarias. Pero ¡ojo!, las autovías también lo son. El peaje no siempre es la mejor opción, si optas por la autovía, en ocasiones, la diferencia de tiempo será mínima y te ahorrarás un buen pellizco.

10º. Planifica tu viaje con antelación.

Como ves, en ocasiones el peaje es la mejor opción y, en otras ocasiones, hay rutas más baratas e igual de cómodas. La solución es estudiar la ruta antes del día del viaje. Tómate tu tiempo para analizar rutas alternativas y elige la que más te convenga en cada trayecto.

11º. Elige bien el vehículo.

El precio de los peajes se fija en función del tipo de vehículo. ¿Sabías que si vas en una furgoneta de 2 ejes, pagarás menos que si vas en un turismo? ¡Consulta la información sobre los peajes antes de salir!

12º. No descartes los desvíos, nuestro último consejos para ahorrar en los peajes.

Cada vez son más los conductores que toman desvíos para ahorrarse, a largo plazo, bastante dinero. Por ejemplo, en Galicia hay un desvío que supone un par de minutos más, a cambio de ahorrar 30 o 65 céntimos por trayecto, en función del vehículo con el que viajes. No es mucho, pero ojo, si haces ese trayecto con frecuencia, lo notarás.

¿Lo ves? Los peajes no tienen por qué aumentar mucho el precio de tu viaje, ¡solo tienes que seguir los trucos adecuados!

 

Si necesitas una ayudita extra, en Vivus podemos ofrecerte un préstamo rápido de hasta 1.000 euros (300 si es la primera vez que lo solicitas) para poder hacer frente a cualquier imprevisto que te pueda surgir. Es muy sencillo y solo te tomará diez minutos. ¡Apenas hay papeleo!