Trabajar en verano

Trabajar en verano: cómo conseguir ir feliz a la oficina

Trabajar en verano no es del agrado de nadie. Todos en la playa y tú ahí, en la oficina delante del ordenador. Si este verano te has quedado sin vacaciones y te toca dar horas y horas en el curro, sigue leyendo. En el artículo de hoy te daremos nueve claves para ser feliz trabajando en verano.

9 claves para trabajar en verano y ser feliz al mismo tiempo

1º. Duerme todo lo que puedas

Es fundamental que duermas lo suficiente. Hace mucho calor y estás agobiado por no poder ir de vacaciones. Si encima duermes poco y mal, apaga y vámonos. Deberías dormir siete u ocho horas cada noche para estar descansado y tener energía durante todo el día.

2º. Haz deporte

Practicando un poco de ejercicio te sentirás menos estresado. El agotamiento físico relaja, por lo que haciendo entre 30 y 45 minutos de deporte cada día estarás mucho menos estresado. Eso te permitirá tener una sonrisa de oreja a oreja en la oficina.

3º. Come sano

Evita las comidas copiosas. Nada de excesos en verano, a no ser que quieras sentirte pesado constantemente. En tu dieta de estos días no pueden faltar las ensaladas, las frutas y las comidas que refresquen. Tampoco te olvides de los zumos naturales.

4º.  No procrastines

Quítate de en medio esos trabajos que tan poco te gustan. No los aplaces para otro momento. Cuánto antes los ejecutes, antes te los quitarás de la cabeza y eso te liberará de agobios. Si te vas dejando cosas para otro día tu estrés aumentará y estarás menos motivado.

5º. Haz pequeñas pausas mientras trabajas

Es muy importante que hagas pequeñas pausas en tu jornada laboral y que las aproveches para dar pequeños paseos. Por ejemplo, cada hora puedes levantarte e ir al baño. Tómate un par de minutos para respirar profundamente, y échate un poco de agua en la cara. Ya estás listo para regresar a tu puesto de trabajo.

6º. Intenta que tu mesa de trabajo sea acogedora

Será difícil que te sientas como en casa, pero al menos puedes intentar recrear un ambiente que te reconforte. Para conseguirlo puedes poner algunas flores sobre tu escritorio, una foto bonita de tus hijos o cualquier otro detalle que te transmita buen rollo.

7º. Propicia un buen ambiente laboral

Los malos rollos no son bienvenidos así que no te prestes a ellos. Haz todo lo posible por llevarte bien con tus compañeros y superiores. Ríete con ellos, sé amable y evita los cuchicheos y las críticas. También puedes sorprenderles una mañana si llegas a la oficina con una bandeja de dulces.

8º. Aprende a desconectar

Trabajas durante ocho horas cada día, no durante veinticuatro. Cuando no estés trabajando, desconecta. No abras el email del trabajo ni hagas nada que tenga que ver con él fuera de tu horario laboral. Para trabajar en verano y ser feliz tienes que separar claramente tu jornada laboral de tu tiempo de ocio.

9º. Ten una mentalidad positiva en todo momento

Has de mantener una actitud positiva ante la vida. Todos estos consejos no te servirán de nada si te pasas el día con pensamientos del tipo “quiero irme a la playa” o “todo el mundo está de vacaciones menos yo”. Céntrate en lo positivo. Ya llegará tu momento de disfrutar de las vacaciones.