gimnasios low cost

El fenómeno de los gimnasios low cost y sus ventajas

El deporte es el hobbie por excelencia: saludable, divertido y muy económico. Sí, todos conocemos a alguien que se deja el sueldo para tener el equipamiento más puntero, la bici más ligera o los esquís más modernos del mercado. Está claro que existen deportes que requieren unos gastos mayores que otros.  Si tu idea es adoptar un estilo de vida saludable y lo de practicar deporte al aire libre no es lo tuyo, tenemos la alternativa perfecta para ti, los gimnasios low cost.

[¿Necesitas una ayuda este mes? Solicita tu préstamo aquí

¿En serio? ¿Un gimnasio? ¡Claro! Aunque a mucha gente le eche para atrás la idea de apuntarse a un gimnasio, el concepto ha cambiado mucho en los últimos años. Hoy en día existen multitud de espacios que están pensados para que todo el mundo se encuentre a gusto, tratando de eliminar la idea de ir a sufrir. Los gimnasios low cost basan su estrategia en unas tarifas reducidas. Aunque la idea de la cuota anual sigue existiendo en muchos gimnasios, no es algo obligatorio ni tampoco recomendable. La tarifa media de este tipo de gimnasios suele rondas los 20 euros al mes.

gimnasios low cost

Este tipo de cadenas low cost suelen disponer además de varios centros, por lo que seguro tienes uno cerca de ti.

Quizá te interese: 10 consejos para dejar de procrastinar

¿Qué ventajas ofrecen los gimnasios low cost?

La idea va más allá del precio. Se trata de fomentar un lugar para socializar y practicar ejercicio. Con actividades grupales para todo el mundo, una amplia gama de material y un equipo de monitores. También se ofertan servicios de entrenamiento personal, la idea es que todo el mundo encuentre lo que busca. Desde una apasionada del gimnasio hasta una pareja de mediana edad que se ha propuesto ponerse en forma.

Otra ventaja es que suelen ser espacios muy amplios situados en plenos centros neurálgicos y que tienen un horario muy amplio, que se adapta al estilo de vida de cada persona.

Quizá te interese: 7 apps para ponerte en forma este invierno

¿No te acaba de convencer?

Si lo que te preocupa es el dinero o la masificación que en ocasiones sufren estos centros, no hay nada de qué preocuparse. Los gimnasios low cost presentan a menudo ofertas y en cuanto a la afluencia de gente sí que puede llegar a ser algo molesto, pero tiene solución. Si este es tu caso: evita las horas punta, entre las 7 y las 10 de la noche, intenta aprovechar los fines de semana y nunca vayas los lunes. ¡Problema solucionado!

Si pese a todo lo que te acabamos de contar sigues con dudas, acércate a cualquiera de estos centros y tras una primera sesión gratuita ¡Seguro que repites!

 

Si necesitas una ayudita extra, en Vivus podemos ofrecerte un préstamo rápido de hasta 1.000 euros (300 si es la primera vez que lo solicitas) para poder hacer frente a cualquier imprevisto que te pueda surgir. Es muy sencillo y solo te tomará diez minutos. ¡Apenas hay papeleo!