rellenar un parte amistoso de accidente

10 consejos para rellenar un parte amistoso de accidente

¿Nunca has tenido un accidente y no sabrías cómo actuar si pasara? Que no cunda el pánico. Está claro que es una situación que todos preferiríamos no tener que pasar. Pero oye, nunca se sabe cuándo vas a tener un pequeño percance y te vas a ver en la obligación rellenar un parte amistoso de accidente. Por eso es mejor estar preparado, ¿no crees?

[¿Necesitas una ayuda este mes? Solicita tu préstamo aquí

Esto es lo que tienes que hacer para rellenar un parte amistoso de accidente

1º. No te pongas nervioso.

En caso de accidente, no te estreses y, sobre todo, no pierdas los nervios, ya que esto dificultaría la comunicación y el acuerdo con el otro conductor para rellenar el parte amistoso de accidente. Si no lográis entenderos, llama a la Policía, pero recuerda: siempre con calma.

2º. Escribe con claridad.

Escribe en mayúsculas para asegurarte de que todos los datos se entienden sin problema. Además, no olvides revisar que todos los datos están escritos correctamente para evitar posibles complicaciones en los trámites.

3º. No vayas con prisas.

No rellenes el parte con prisas, indicando solo la información importante. Tómate el tiempo necesario para completar la columna central y asegúrate de que el otro conductor hace lo mismo. Si no, podríais contradeciros y la reclamación podría no resolverse… y no quieres eso, ¿verdad?

4º. Haz el dibujo con calma.

Mantén la calma, nadie ha dicho que tengas que dibujar una obra de arte, pero tampoco hagas algo sin sentido. Tómate tu tiempo para dibujar el vehículo, prestando atención a las partes implicadas e indicando la dirección de circulación. Solo así se entenderá qué ha sucedido.

5º. Haz fotos.

Es cierto que el parte y el dibujo ayudan mucho a entender lo sucedido, pero como se suele decir: una imagen real vale más que mil palabras. Haz fotos de cómo han quedado los coches tras el accidente para evitar malentendidos más adelante.

6º. Completa el parte en el momento del accidente.

Olvídate de dejar datos sin rellenar y completarlos al llegar a casa. Tras firmar el parte no podrás añadir ningún tipo de información, así que no te preocupes y tómate tu tiempo hasta asegurarte de haber incluido todos los datos necesarios al rellenar el parte amistoso de accidente.

7º. Lee bien antes de firmar.

Suele ocurrir que no se esté de acuerdo en quién es el culpable del accidente. Por eso, muchas veces no estarás conforme con el parte del otro conductor. Si eso pasa, llama a la Policía y no firmes, ¡luego no habrá vuelta atrás!

8º. Entrega el parte a tiempo.

Tras el accidente, tienes un máximo de siete días para facilitar el parte a tu compañía aseguradora. No lo vayas dejando, ya que si se pasa el plazo no se podrá iniciar el proceso para tramitar el parte y reparar los vehículos dañados.

9º. Elige la circunstancia que corresponda.

Si ves que ninguna de las circunstancias se corresponde con el accidente, no marques ninguna. Es preferible explicar con tus palabras lo sucedido en el apartado de «Observaciones», a marcar una circunstancia que no sea lo que ha ocurrido en realidad.

10º. Completa bien tus datos.

A veces estamos tan nerviosos rellenando la columna central, que olvidamos rellenar los datos correctamente. No te fijes en cómo lo rellena el conductor de al lado, tú siempre serás el vehículo «A». ¡No lo olvides!

¿Ves como no es tan difícil como parece rellenar un parte amistoso de accidente? Limítate a seguir estos consejos y a respirar profundo para no perder los nervios. Nada podrá salir mal.

 

Si necesitas una ayudita extra, en Vivus podemos ofrecerte un préstamo online de hasta 1.000 euros (300 si es la primera vez que lo solicitas) para poder hacer frente a cualquier imprevisto que te pueda surgir. Es muy sencillo y solo te tomará diez minutos. ¡Apenas hay papeleo!