desengancharte del móvil

Claves para desengancharte del móvil

Se nos ha ido de las manos: vivimos enganchados al teléfono móvil. Los smartphones se han vuelto imprescindibles en nuestra vida y ya no sabemos vivir sin ellos. ¿Quién no se ha dado la vuelta alguna vez al darse cuenta de que había dejado el teléfono olvidado en casa? ¿Y quién no ha entrado en pánico al comprobar que sólo le queda un 20% de batería? Si quieres recuperar el control e iniciar una relación sana con el teléfono que llevas en el bolsillo, lo primero que tienes que hacer es desengancharte del móvil. Te recomendamos que empieces poniendo en práctica los siguientes consejos.

[¿Necesitas una ayuda este mes? Solicita tu préstamo aquí

Esto es lo que tienes que hacer para desengancharte del móvil

  1. Desactiva las notificaciones.

No necesitas saber de manera instantánea quién te envía un whatsapp, quién te manda un email o qué opinan de tu última foto en Instagram. Has de combatir la inmediatez. ¿De veras tienes que saber esas cosas al momento? ¿No puedes ponerlas en pausa y ser tú quién decida cuándo consultarlas?

  1. Usa el modo nocturno por las noches.

No tiene ningún sentido que el móvil te despierte varias veces cada noche con sus ruiditos y vibraciones. La noche es para descansar y no hay ninguna justificación para que el teléfono lo impida. Activando el modo nocturno evitarás que interrumpan tu sueño, por lo que este será más reparador y te despertarás más descansado.

  1. Déjalo en casa en algunos momentos.

Puedes empezar por dejar el móvil en casa los sábados por la noche cuando salgas a cenar con tus amigos. O un rato cada tarde mientras estás en el parque con tus hijos. No temas desatender esa llamada “de vida o muerte”. Lo más normal es que no se produzca nunca. Este punto es uno de los más clave si quieres desengancharte del móvil.

  1. Acostúmbrate a llamar por teléfono.

Estamos enganchados a las aplicaciones de mensajería instantánea. El problema es que estas nos sumergen en conversaciones interminables que no resuelven nada. ¿Y si empiezas a llamar por teléfono a tus contactos cuando necesites hablar con ellos? La llamada será más rápida y efectiva que el mensaje, y te ayudará a desengancharte del móvil.

  1. Educa a tus amigos.

Todos tenemos un amigo que se enfada si no le respondemos al instante. Hay que educar a nuestros contactos para que sepan que no vamos a dejarnos interrumpir en cualquier momento por sus mensajes. Deben saber que quizás tardemos unas horas en responderles. Así, cuando tengan algo urgente que decirnos optarán por una llamada telefónica.

  1. Borra aplicaciones.

Cuanto más minimalista sea el escritorio de tu smartphone, menos posibilidades de que te distraigas con sus aplicaciones. Borra los juegos y aplicaciones que solo sirven para hacerte perder el tiempo. Haz limpieza a fondo y quédate solo con las apps que verdaderamente son útiles en tu día a día.

  1. Usa apps para controlar tu adicción.

Aunque parezca una contradicción, puedes usar apps que te ayuden a controlar tu adicción al móvil. Estas pueden ser de gran ayuda para que aprendas a entender la relación que guardas con tu dispositivo. Algunas de las más populares son Forest (nuestra preferida), Pause y Checky, aunque hay un montón, tanto para iOS como para Android.

 

Si necesitas una ayudita extra, en Vivus podemos ofrecerte un préstamo rápido de hasta 1.000 euros (300 si es la primera vez que lo solicitas) para poder hacer frente a cualquier imprevisto que te pueda surgir. Es muy sencillo y solo te tomará diez minutos. ¡Apenas hay papeleo!