vida minimalista

Todas las razones por las que deberías empezar a llevar una vida minimalista

Vivimos en una sociedad obsesionada con comprar cosas: compra una casa, compra un coche, compra un ordenador, compra un móvil cada dos años, compra, compra, compra… Hay que poner freno a esta locura y aplicar la frase “menos es más”. Vivir con menos no solo es posible, sino también necesario. En otras palabras, tienes que empezar a tener una vida minimalista.

[¿Necesitas una ayuda este mes? Solicita tu préstamo aquí

Llevar una vida minimalista, ¿por qué?

Estas son las cinco razones por las que deberías aplicar el minimalismo a tu vida lo antes posible:

  1. Establecerás prioridades en tu vida. Es imposible tener un millón de ideas en la cabeza y pretender gestionarlas todas correctamente. Al igual que tu smartphone se satura y comienza a ir lento cuando se queda sin memoria, a tu cerebro le pasa igual. Una vida minimalista te permitirá establecer prioridades en tu vida y centrarte en lo que verdaderamente importa
  2. Serás libre. La típica frase de que “lo que posees te posee” es una verdad como un templo. Si tienes un montón de objetos físicos, irremediablemente estarás pendiente de ellos y estos consumirán parte de tu energía. Cuantos más cosas elimines de tu vida, menos ataduras tendrás para sentirte libre.
  3. Apreciarás el valor verdadero de las cosas. Si eliminas de tu vida las cosas que no necesitas y te quedas solo con las imprescindibles, aprenderás a apreciar de verdad el valor de lo que te rodea. Esas pocas propiedades que has seleccionado para formar tu nueva vida te harán más feliz.
  4. Desaparecerá el caos. Si vives rodeado de cosas que en el fondo sabes que no necesitas para nada, tu vida será caótica. Basta con que abras tu armario y cuentes una a una las cosas que hay en su interior para que veas con tus propios ojos lo que es el caos. Al reducir tus propiedades, desaparecerá ese caos y tendrás una vida mucho más simple y mejor organizada.
  5. Tendrás más tiempo libre. Si reduces el número de cosas que te acompañan en tu día a día, reduces también el tiempo que le dedicas a cada una de ellas. De esta forma, una vida minimalista te proporciona más tiempo libre, tiempo que podrás dedicar a las cosas y experiencias que verdaderamente te hacen feliz.

Como es lógico, para empezar a disfrutar de una vida minimalista es fundamental que te preguntes primero qué es esencial en tu vida, es decir, qué te hace feliz. Haz una lista con cada una de estas cosas básicas para ti y regala, dona o tira a la basura todo aquello que no aparezca en la lista. Hazlo sin remordimientos y sin miedos. Es tu felicidad la que está en juego.

Una vez que hayas comenzado a tener una vida minimalista, te recomendamos que pongas en práctica estos dos consejos: primero, gasta tu dinero en experiencias y no en cosas materiales; y segundo, no le tengas apego sentimental a las pocas cosas que hayas decidido poseer.

Ahora es tu turno, ¿te atreves a hacer una lista con tus cosas imprescindibles y compartirla con los lectores del blog?

 

¿Buscas una ayuda extra? En Vivus te ofrecemos un micropréstamos online de hasta de hasta 1.000 euros (300 si es la primera vez que lo solicitas). Con nuestros préstamos podrás hacer frente a cualquier imprevisto que te pueda surgir. La solicitud es muy sencilla y rápida: ¡Diez minutos y sin apenas papeleo!